Jornada abierta sobre aprovechamiento de la resina en las comarcas de Sierra de Gata y Las Hurdes

La Consejería de Medio Ambiente de la Junta de Extremadura y la Universidad de Extremadura han iniciado recientemente el proyecto Mosaico, cuyo principal objetivo es diseñar una estrategia participativa de prevención de incendios basada en actividades forestales, agrícolas y ganaderas que gradualmente recuperen un paisaje diverso, habitado y con menor riesgo.

En este contexto,la explotación de la resina se presenta como una interesante oportunidad para generar alianzas público-privadas que contribuyan a un mejor aprovechamiento de los montes, la prevención de incendios y la generación de empleo.

Con el objetivo de marcar las directrices que se van a desarrollar en torno al aprovechamiento resinero en Extremadura, la Consejería de Medio Ambiente, junto con la Universidad de Extremdura (UEX) han organizado esta jornada para que tanto las empresas forestales, como la administración pública, y los productores de este recurso entren en contacto y expongan las problemáticas, experiencias, y posibles soluciones a desarrollar con respecto a este recurso forestal no leñoso.

Desde Extrefor participaremos en estas jornadas para tratar de aportar la visión que las empresas forestales de Extremadura tenemos en cuanto al aprovechamiento resinero, además de señalar las ventajas e inconvenientes que presenta este aprovechamiento desde nuestro punto de vista.

A continuación podéis visualizar la programación para estas jornadas.

Proyecto Mosaico

El proyecto Mosaico se basa en diseñar una estrategia participativa de prevención de incendios basada en actividades agrícolas, ganaderas y forestales que gradualmente recuperen un paisaje diverso, habitado y con menor riesgo para la aparición de incendios forestales: un paisaje en mosaico.

La zona de actuación de este proyecto se circunscribe a la zona de alto riesgo de incendios de Sierra de Gata (19 municipios) y Las Hurdes (5 municipios), con una superficie de 1700 kilómetros cuadrados. Dentro de esta superficie las masas forestales y de matorral ocupan 81000 hectáreas, que han sido muy afectadas por grandes incendios desde 2003.

Todas las actuaciones previstas dentro del marco de este proyecto se motivan gracias a que los grandes incendios se producen porque la vegetación que actúa como combustible ocupa enormes extensiones continuas que deben ser fragmentadas para reducir el riesgo. Las herramientas convencionales de prevención (cortafuegos y selvicultura preventiva) se muestran insuficientes, por lo que es necesario recurrir, además, a usos agro-silvo-pastorales que actúen como cortafuegos productivos y persistentes.

Por lo tanto lo que se pretende a través de este proyecto es estimular, asesorar y afianzar iniciativas pequeñas o grandes que generen cortafuegos productivos, entendidos como porciones del territorio con cultivo, pastoreo o extracción de productos forestales. El personal del proyecto realizará sesiones informativas, servirá de puente con las instituciones locales y regionales, y gestionará redes de trabajo para que la voz de los emprendedores locales sea tenida en cuenta, y para superar barreras burocráticas que limitan el desarrollo de los proyectos.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *